Inicio / Noticia
El reto de las pensiones /
El Instituto BBVA de Pensiones incorpora a Edward Palmer, figura clave del sistema sueco de pensiones
10:30 | 24/06/2019
Edward Palmer y Luis Vadillo, director del Instituto BBVA de Pensiones.
  • El Instituto BBVA de Pensiones ha incorporado a su Foro de Expertos al doctor en economía Edward Palmer, uno de los economistas que jugó un papel fundamental asesorando al gobierno sueco para diseñar su actual sistema de pensiones
  • El sistema sueco de pensiones es un modelo estudiado en todo el mundo como ejemplo del amplio consenso social y político para poner solución a un sistema en dificultades de sostenibilidad y suficiencia
  • Se trata de un sistema mixto de reparto y de capitalización
Por Futuro a Fondo

España se enfrenta a muchos retos y probablemente las pensiones es uno de los más sonados. Conscientes de ello, el Instituto BBVA de Pensiones ha incorporado a su Foro de Expertos al doctor en economía Edward Palmer. Palmer fue uno de los economistas que jugó un papel fundamental asesorando al gobierno sueco para diseñar su actual sistema de pensiones, el cual se instauró en 2003 y es un referente internacional.

El economista escandinavo tiene una larga trayectoria como profesor de Economía de la Seguridad Social en la Universidad de Uppsala (Suecia) y anteriormente en la Universidad de Gotemburgo (Suecia). Es miembro del Centro de Estudios Laborales de Uppsala y asesor principal de la Agencia de Seguridad Social sueca. Ha trabajado y asesorado a varios gobiernos en el diseño y reforma de sus sistemas nacionales de pensiones. Desde principios de los años noventa ha sido consultor para el Banco Mundial, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (UNPD), la OCDE, la Comisión Europea y otras organizaciones internacionales.

Con esta incorporación El Instituto BBVA de Pensiones ha querido reforzar un equipo caracterizado por su diversidad, la independencia de sus miembros y su procedencia del mundo académico y de la investigación socioeconómica.

El rol que desempeña este foro de expertos dentro de la iniciativa Mi Jubilación y el Instituto BBVA de Pensiones que forma parte del mismo es doble: por un lado, se encarga de dirigir y realizar los trabajos y la investigación relativa a los sistemas de previsión social, con objeto de poder emitir contribuciones con base científica que enriquezcan el conocimiento en esta materia; y por otro, trabaja para divulgar estas conclusiones entre la sociedad, a fin de contribuir al conocimiento y la transparencia sobre el funcionamiento y los retos que afrontan los sistemas de pensiones.

Además de Palmer, pertenecen a este foro José Antonio Herce, presidente del Foro, profesor titular de la Universidad Complutense y socio de Analistas Financieros Internacionales; Mercedes Ayuso, catedrática de Estadística Actuarial por la Universidad de Barcelona; Jorge Bravo, profesor de Finanzas y Economía en la Universidad Nova de Lisboa, Information Management School (NOVA IMS), Elisa Chuliá, profesora titular de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la UNED.

El sistema sueco de pensiones, un referente mundial

El sistema sueco de pensiones es un modelo estudiado en todo el mundo como ejemplo del amplio consenso social y político para poner solución a un sistema en dificultades de sostenibilidad y suficiencia. Es un sistema mixto de reparto y de capitalización que se articula en torno a tres pilares. El primero es de reparto a través de cuentas nocionales. Se trata de cuentas virtuales en la que se van anotando las cotizaciones que realiza el trabajador a lo largo de su vida laboral. Anualmente, se informa a los trabajadores del saldo en su cuenta y, en el momento de jubilarse, su pensión se calcula directamente a partir del saldo acumulado en su cuenta. El segundo es un pilar de capitalización obligatoria y el tercero, de capitalización voluntaria.

Este sistema es un referente mundial porque además ofrece un alto grado de transparencia a los trabajadores, ya que pueden saber en todo momento cuánto percibirían si se jubilasen en un momento determinado. A partir de los 61 años pueden jubilarse si así lo desean o seguir trabajando hasta que lo decidan. La relación entre aportación y prestación es muy directa, lo que redunda en la transparencia del sistema, y los trabajadores asumen que cuanto antes se jubilen, menor será su pensión.

 

Comentarios

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.