Inicio / Noticia
Informe de CFA Institute /
Cerca de un 50% de los profesionales de la inversión esperan que sus roles cambien sustancialmente en la próxima década
15:45 | 17/06/2019
  • El 89% de los líderes de la industria encuestados están de acuerdo en que el rol de los individuos se transformará varias veces durante sus carreras
  • Entre los encuestados, las habilidades más comunes que se persiguen son las habilidades blandas, las inversiones alternativas y la optimización del riesgo de la cartera
  • Una de las recomendaciones clave para los profesionales es llegar a convertirse en una especie de sabios tecnológicos, y en donde "AI + IH" refieren a la interacción de la inteligencia artificial (AI) y la inteligencia humana (IH)
Por Futuro a Fondo

Un nuevo Informe de CFA Institute, la asociación mundial de profesionales de la inversión, analiza cómo el rol, habilidades y culturas organizacionales de la industria de la inversión están evolucionando en una era de disrupción. El profesional de la inversión del futuro forma parte de una serie que diseccionan el futuro de la industria de la inversión y las implicaciones para las empresas y quienes en ella trabajan. “En un entorno de gran complejidad y carácter disruptivo, los conocimientos se desvanecen más rápidamente, por lo que el aprendizaje de habilidades y conocimientos debe ser constante. La capacidad para identificar las oportunidades en este entorno es vital para los actuales profesionales de la inversión. Este nuevo estudio proporciona un conocimiento muy valioso sobre cómo los empleados, y empleadores de la industria, pueden adaptarse y prosperar”, declaró Paul Smith, CFA, presidente y CEO de CFA Institute.

La adaptabilidad se hace esencial en la carrera profesional

Las respuestas proporcionadas por más de 3.800 miembros y candidatos de CFA Institute a nivel mundial revelan que el 48% espera que su función sea significativamente diferente, o que no exista, dentro de cinco a 10 años. Entre los asesores financieros, el porcentaje es mayor, 58%. Desarrollar nuevas habilidades será esencial para mantenerse competitivo; los profesionales de la inversión deben adaptarse, o arriesgarse a la obsolescencia.

El 89% de los líderes de la industria encuestados están de acuerdo en que el rol de los individuos se transformará varias veces durante sus carreras; la capacidad de adaptación y el aprendizaje a lo largo de la vida son esenciales para el éxito futuro. El 60% estima que las firmas de inversión necesitarán aumentar la capacitación y el desarrollo en los próximos cinco a diez años. Por su parte, el 87% de los profesionales de la inversión afirman que las oportunidades de formación y desarrollo son los aspectos más importantes que un empleador debe facilitar.

Los elementos clave de la adaptabilidad se asocian a la diversidad del camino andado hasta la fecha (las experiencias vividas de las que hemos aprendido y nos apoyamos) y la apertura al aprendizaje permanente en el futuro. Para ayudar a los profesionales de la inversión a pensar en la adaptabilidad de su carrera, CFA Institute ha creado una nueva herramienta online de evaluación. Este breve cuestionario les permite ver dónde se sitúan con relación a otros miembros y candidatos CFA a nivel mundial.

Crece la demanda de habilidades blandas (“soft skills”) y talento horizontal (“T-shaped”)

Entre los encuestados, las habilidades más comunes que se persiguen son las habilidades blandas, las inversiones alternativas y la optimización del riesgo de la cartera. A pesar de la tendencia actual, solo el 17% está aprendiendo lenguajes de codificación de análisis de datos como Python, R y MATLAB, y un 12% aprende la visualización de datos, como Tableau y Qlikview.

Del lado de la demanda, más de 130 líderes de la industria aportaron su opinión sobre las habilidades más necesarias y las que son más difíciles de encontrar. Las más importantes en el futuro serán las de talento horizontal, que fueron clasificadas 3.5 veces más en importancia que las habilidades técnicas.

Los profesionales con talento horizontal poseen el conocimiento específico necesario, conexiones profesionales más amplias, comprensión y perspectiva. Coincidentemente, las habilidades más difíciles de encontrar en la industria de la inversión son las relacionadas con el talento horizontal y las habilidades blandas, como la creatividad y la capacidad de interrelacionarse entre diferentes disciplinas.

El futuro del trabajo en las empresas de inversión

Una de las recomendaciones clave para los profesionales es llegar a convertirse en una especie de sabios tecnológicos, y en donde "AI + IH" refieren a la interacción de la inteligencia artificial (AI) y la inteligencia humana (IH). Los líderes de la industria afirman que el factor que está acelerando el cambio en la industria es la IA, desplazando y / o mejorando el rol de la inversión. Las tareas rutinarias se dejarán en mayor medida a las máquinas, y el valor humano de la capacidad de juicio se volverá más importante. La nueva interfaz hombre / máquina requiere que personas e inteligencia artificial trabajen juntas.

Aquellos que logren un equilibrio serán los más innovadores y obtendrán las mayores recompensas. "Si sabemos entender las tendencias que afectan a los futuros roles profesionales, estaremos en mejor disposición de hacer evolucionar el Programa CFA y nuestros recursos de aprendizaje para preparar a los profesionales actuales y futuros para la industria del mañana", añadió Smith. Cabe destacar que el plan de estudios del Programa CFA incluye ya fintech.

Asia impulsará el futuro de la profesión de inversión

El futuro de la industria de gestión de activos puede ser impulsado notablemente por las decisiones de las firmas asiáticas, debido a su capacidad de adoptar la tecnología financiera, el crecimiento de sus mercados y la disponibilidad de talento. Todo combinado hace que Asia se posicione como centro de
una industria en transformación.

La investigación realizada por Mercer para CFA Institute muestra que la India está posicionada para ser el mercado con mayor crecimiento, con un incremento del 33% en los próximos 10 años, beneficiándose del fuerte impulso económico del país, un flujo constante de ingenieros procedente de sus universidades, una creciente clase media y la mayor demanda de servicios financieros de su población.

Comentarios

Añadir nuevo comentario