Inicio / Noticia
Menos cosas y más experiencias /
La mitad de los españoles vende productos de segunda mano para conseguir dinero extra
11:30 | 31/08/2017
  • Un 45,3% suele comprar también en estas plataformas para ahorrar dinero
  • El 76,5% de la población asegura que prefiere vivir más experiencias y poseer menos cosas. Las personas entre 35 y 44 años son quienes más se identifican con esto
  • Se produce por tanto un cambio de paradigma de consumo y un auge en el uso de las plataformas de segunda mano
  • Baleares, valencianos, andaluces y extremeños muestran un uso e interés mucho mayor de plataformas de segunda mano, respecto a aragoneses, canarios, castellanoleoneses o vascos
Por Futuro a Fondo

Los españoles están modificando sus hábitos de consumo y ahorro, que han ido evolucionando en los últimos tiempos conforme la tecnología ha cambiado la forma de adquirir productos y servicios. Hace unos años irrumpió de manera disruptiva la comparación de precios a través de Internet, haciendo que los hábitos de consumo de los españoles se modificasen y el comercio online fuera creciendo de manera
significativa. Según datos de la CNMC, el ejercicio 2016 se cerró con un incremento del comercio electrónico del 20,8% respecto a 2015.

Sin embargo, los españoles, cada vez más activos en el terreno online, también están evolucionando sus hábitos de consumo hacia otros modelos. En esta línea, el ‘IV Estudio de Comparación Online hacia el Ahorro Inteligente’, elaborado por Rastreator.com, refleja una nueva evolución de paradigma de consumo, con el auge y uso de plataformas online de segunda mano.

Uno de cada dos españoles (50,4%) indica que vende las cosas que no utiliza a través de estas plataformas para conseguir dinero extra. Las mujeres son más activas en este tipo de ventas (53,8%) respecto a los hombres (47,2%).

Por grupos de edad, vemos además como el porcentaje de personas que las utilizan es inversamente proporcional a su edad. De este modo, los jóvenes entre 18 y 24 años destacan como el colectivo que en mayor proporción vende online cosas que no utiliza para conseguir dinero extra (56,9%), más de seis puntos sobre la media y superando en más de 17 puntos a los adultos entre 55 y 65 años, que recurren a esta medida únicamente en un 39,4%. Entre medias, vemos como el porcentaje va disminuyendo según va aumentando la edad: 56,9% en el tramo de 25 a 34 años, 54,1% de 35 a 44 años y 45,3% de 45 a 54 años.

Según se desprende del estudio, vender a través de plataformas de segunda mano es una actividad más habitual en municipios grandes de más de 200.000 habitantes (53,3%), frente a municipios más pequeños de menos de 50.000 habitantes, 5 puntos porcentuales por debajo (48,1%).

En el análisis por regiones, destacan la Comunidad Valenciana (58,5%), Baleares (57,1%) y Andalucía (56%) como las comunidades autónomas en las que un mayor porcentaje de su población vende las cosas que no utiliza para conseguir dinero extra, frente a Aragón (27,6%) y Canarias (39,8%), los que menos.

Por su parte, el porcentaje de personas que reconoce que compra cosas en plataformas de segunda mano es algo inferior (45,3%). Vemos en este caso como son los hombres (43,6%) los que recurren más a esto frente a las mujeres (44,2%).

La edad sigue siendo de nuevo un factor decisivo en estas nuevas formas de consumo. El 57% de los jóvenes entre 18 y 24 años afirma que compra cosas en plataformas de compraventa de segunda mano, 24 puntos porcentuales por encima de los adultos entre 55 y 65 años (33,3%). Las franjas comprendidas entre 25 y 34 años (52,9%), 35 a 44 años (49,9%) y 45 a 54 años (37,5%) va descendiendo su interés en la compra de segunda mano.

El análisis por comunidades autónomas muestra de nuevo un alto interés por parte de los habitantes de Baleares (54,8%), que son los que más compran a través de segunda mano, seguidos por los andaluces y extremeños (53,3% ambos), frente a aragoneses (31%), castellanoleoneses (34,3%) y vascos (36,4%), los que menos.

Menos cosas y más experiencias

Los nuevos hábitos de consumo pasan por acumular menos cosas y tener nuevas experiencias. Así, las cosas materiales pierden interés en pro de actividades con un carácter mucho más emocional y/o experiencial. El 76,5% afirma que prefiere poseer menos cosas y tener más experiencias. No existen diferencias sustanciales en estas preferencias en cuanto a género, pero sí por edad. Las personas que más valoran las experiencias frente a las cosas son los adultos de 35 a 44 años (79,1%), versus los millennials más jóvenes de 18 a 24 años (71,9%).

Este valor por las experiencias frente a las cosas materiales asciende en paralelo al nivel de estudios. Las personas con estudios superiores declaran en mayor medida 79% su preferencia por las experiencias frente a las cosas, respecto al 73,7% de los de estudios medios y el 73,4% de los estudios básicos.

Por comunidades autónomas destacan Extremadura (88,9%), Baleares (85,7%) y Castilla La Mancha (83,8%) como los que más valoran la experiencias, frente a Asturias (65,2%), País Vasco (69,3%) y Aragón (70,7%) con un perfil más materialista y menos experiencial en relación al resto.

Comentarios

Añadir nuevo comentario