Inicio / Noticia
Índice de Lloyd's /
Las ciudades españolas perderían 5.000 millones de euros al año por el impacto humano
13:15 | 06/06/2018
  • El índice revela que 279 ciudades en todo el mundo tienen un riesgo de perder de media anual 546.500 millones de dólares del rendimiento económico por las 22 amenazas
  • En España, el Índice de Riesgos de las Ciudades analiza 3 ciudades: Madrid, Barcelona y Valencia, con un PIB combinado de 461.280 millones de dólares
  • El desplome del mercado financiero ha sido identificado como la mayor amenaza para la economía española, poniendo 4.420 millones de dólares de media anual del rendimiento económico en riesgo
  • El cambio climático todavía es un factor importante de riesgo y supone 1.450 millones de dólares del GDP@Risk español y se espera que esta suma crezca a medida que los fenómenos meteorológicos extremos sean cada vez más frecuentes y graves
Por Futuro a Fondo

Los riesgos causados por el hombre como el ciber-crimen o el desplome de los mercados bursátiles suponen una amenaza mayor para el rendimiento económico español que desastres naturales como inundaciones y sequías, poniendo en riesgo una estimación de 5.900 millones de dólares de media anual del PIB español, de acuerdo con Lloyd’s, el mercado de seguros y reaseguros especializados líder a nivel mundial.

El Índice de Riesgo de las Ciudades de Lloyd’s (“Lloyd’s City Risk Index”), creado en colaboración con la Universidad de Cambridge, es un estudio único que mide el impacto de 22 amenazas en la previsión del rendimiento económico de 279 ciudades.

El índice revela que 279 ciudades en todo el mundo – que son los principales motores del crecimiento económico, con un PIB combinado de 35,4 billones de dólares – tienen un riesgo de perder de media anual 546.500 millones de dólares del rendimiento económico por las 22 amenazas en total. Esta cifra comprende 320.100 millones de dólares por riesgos causados por el hombre y 226.400 millones de dólares por catástrofes naturales.

En Europa, el Índice examina 66 ciudades desde Dublín, en Irlanda, a Novisibirsk, en Rusia, ciudades que, juntas, podrían perder 70.330 millones de dólares en riesgos cada año. Debido al papel de Europa como centro neurálgico del comercio global, las amenazas provocadas por el hombre son las de mayor coste en más de la mitad de las ciudades europeas, contabilizando el 67% de la estimación total del rendimiento económico en riesgo de la región.

El gran desarrollo de la economía europea implica que los riesgos empresariales, como los ciber ataques y el desplome de los mercados bursátiles, tienen un gran impacto en el PIB de las ciudades europeas

En España, el Índice de Riesgos de las Ciudades analiza 3 ciudades: Madrid, Barcelona y Valencia, con un PIB combinado de 461.280 millones de dólares. Juntas, tienen un riesgo de perder de media 7.340 millones de dólares del rendimiento económico, correspondiendo 5.900 millones de dólares a riesgos causados por el hombre y 1.400 millones de dólares a catástrofes naturales.

Las amenazas causadas por el hombre aumentan y suponen el 80% de todo el GDP@Risk español. El desplome del mercado financiero ha sido identificado como la mayor amenaza para la economía española, poniendo 4.420 millones de dólares de media anual del rendimiento económico en riesgo. Los ciber-ataques (650 millones de dólares), las pandemias humanas (420 millones de dólares) y la crisis del precio de productos básicos (320 millones de dólares) también se encuentran en el top 5 de los peligros más costosos.

El cambio climático todavía es un factor importante de riesgo y supone 1.450 millones de dólares del GDP@Risk español y se espera que esta suma crezca a medida que los fenómenos meteorológicos extremos sean cada vez más frecuentes y graves. El evento climatológico más costoso son las inundaciones, que contabiliza 610 millones de dólares de GDP@Risk.

Muchas ciudades europeas están expuestas a extremos climatológicos paradójicos. En toda Europa, heladas y olas de calor suponen 1.210 millones de dólares y, aún más importante, inundaciones y sequias suponen 10.680 millones de dólares. La gestión de lagua ante el cambio climático debe ser una prioridad para los planificadores urbanos.

Según este índice, crear una mayor capacidad de adaptación y recuperación es una prioridad urgente: el índice puntúa la capacidad de adaptación y recuperación de cada ciudad en base a ciertos criterios, tales como los fondos destinados a los servicios de emergencia y los niveles de aseguramiento. Si cada ciudad presente en el índice mejorara ambas capacidades al máximo nivel, entonces el GDP@Risk europeo descendería 2.600 millones de dólares anualmente.

Bruce Carnegie-Brown, presidente de Lloyd’s, cree que "ninguna ciudad estará nunca completamente libre de riesgos. Siempre se producirán alteraciones, ya sea como resultado de un huracán o de un ciber ataque. Hemos creado este índice único para ayudar a las ciudades en todo el mundo a identificar, comprender y cuantificar su exposición al riesgo, lo que les ayudará a priorizar las inversiones y a crear una mayor capacidad de adaptación y recuperación".

Juan Arsuaga, presidente y consejero de Lloyd’s Iberia, opina que “con el crecimiento económico de España superando las previsiones, es crucial el crear una mayor capacidad de adaptación y recuperación en relación con los riesgos causados por el hombre y naturales que amenazan 7.340 millones de dólares del rendimiento económico del país. Actualmente, las ciudades españolas se enfrentan a diversos desafíos creados por el hombre que van desde los ciber riesgos hasta el desplome de los mercados bursátiles y la crisis del precio de productos básicos y contabilizando el 86,9% del GDP@Risk previsto.”

Las principales amenazas para la economía española son el desplome del mercado bursátil (4.420m dólares del GDP@Risk estimado anual); ciberataques (650 millones de dólares); inundaciones (610 millones de dólares); pandemias humanas (420 millones de dólares); crisis del precio de productos básicos (320 millones de dólares); sequía (220m millones de dólares); agitación social (210 millones de dólares); impago de la deuda soberana (160 millones de dólares); terremotos (110 millones de dólares); y cortes del suministro eléctrico (80 millones de dólares)

Comentarios

Añadir nuevo comentario